¿Hasta qué edad deberían dormir los bebés con mamá y papá?

¿Hasta qué edad deberían dormir los bebés con mamá y papá?

Los bebés deben dormir con sus padres por lo menos los 6 primeros meses, según un estudio.
Por lo menos durante los seis primeros meses de sus vidas, los bebés deben dormir en el mismo cuarto de sus padres, pero no en la misma cama.
Se recomienda que los niños duerman en superficies separadas en la misma habitación, por ejemplo en una cuna, pero nunca sobre una superficie blanda como un sillón o un sofá.

Óptimamente, los menores deberían dormir en la misma habitación de los padres hasta la edad de 1 año.
El objetivo es reducir el riesgo del síndrome de muerte súbita del lactante (SMSL) y otras formas de muerte de los infantes que pueden ocurrir cuando los bebés están durmiendo, como sofocación. Estos tipos de muerte de los bebés son comúnmente conocidas como «muerte en cuna» o «muerte blanca», que es la muerte inesperada de un niño menor de un año sin causa aparente.
Esas teorías incluyen que el cerebro del bebé puede no estar lo suficientemente desarrollado para regular la respiración combinada con un ambiente que ayuda a la asfixia o a la obstrucción nasal y simplemente algunos bebés pueden ser más vulnerables debido a condiciones genéticas o características físicas.

El reporte de la AAP, dado a conocer esta semana durante la conferencia nacional en San Francisco, dice que la evidencia muestra que los padres que comparten la habitación con sus hijos pueden reducir el riesgo hasta en un 50%.

Un bebé que está al alcance de su madre puede tener más confort o más estimulación física estando en un ambiente con otra persona. La cercanía de las mamás con sus bebés facilita la lactancia materna, que ha demostrado que por sí misma reduce el riesgo en un 70%.

Este síndrome es definido como la muerte que ocurre durante el primer año de vida del bebé, pero usualmente se presenta entre el primer mes de vida y los cuatro meses, y el 90% de casos de SMSL pasan antes de los 6 meses de vida, de ahí los tiempos de la recomendación.
Los bebés deberían compartir ese entorno de sueño hasta por un año porque hay un ligero riesgo de que el síndrome persista.

El aumento de la conciencia del síndrome de muerte súbita del lactante en la década de 1990 con campañas de sueño seguro llevó a una disminución en el número de casos en ese tiempo, pero las cifras se han estancando.
Hay un énfasis en compartir la habitación, no la cama, y la razón es que esa información sugiere que hay un efecto protector contra el sindrome cuando el bebé está durmiendo en el cuarto de los papás.

Las razones detrás del efecto protector no se entienden completamente.
Dudas frecuentes
La práctica de compartir una habitación con un recién nacido es común y es, de hecho, algo que la mayoría de padres hacen.
La cama de un adulto no está diseñada para los bebés dice, si vas a compartir la cama, asegúrate de que tu cama sea como la de una cuna.

Recomendaciones especiales
Poner al bebé a dormir sobre sus espaldas y ubicarlos en una superficie firme con una sábana muy ajustada, así como evitar el uso de objetos blandos dentro de la cuna como almohadas y mantas por que pueden obstruir la respiración de los bebés o causarles recalentamiento.
Evitar el uso de superficies suaves también incluye nunca poner al bebé en un sofá, sillón o silla acolchada para dormir.
Los padres deben tener cuidado de no quedarse dormidos cuando estén alimentando al bebé en una silla. A veces es difícil no quedarse dormido cuando estás alimentando a tu bebé. Es recomendable alimentar al bebé en la cama y luego ponerlo a dormir en una superficie separada.
Al comienzo pueden estar abrumados con un bebé nuevo en casa por eso una guía simple y clara sobre cómo deben poner a su bebé para que duerma será de mucha ayuda.

Deja una respuesta